Categorías
RRHH

Salario mínimo interprofesional (SMI). Ventajas e inconvenientes de su subida

Como colofón a una larga negociación sobre la reforma de la ley de empleo aprobada (¿provisionalmente?) hace unos días por solo un voto en el parlamente a pesar de que los agentes sociales (Asociaciones empresariales, sindicatos y gobierno de España) la habían acordado previamente, ayer se anuncio la subida del SMI a 1000€/mes.

Pero el debate sigue vigente en España ¿Subir o no subir el SMI (Salario mínimo interprofesional)? ¿Es beneficioso o acabará afectando al nivel de empleo?.

Es evidente que subir el SMI beneficia a los trabajadores que cobran según este parámetro, pero ¿Puede esta subida influir en el empleo precisamente afectando a los trabajadores menos cualificados como apuntan los empresarios? ¿Llevará a un aumento de la economía sumergida? ¿Influirá negativamente en la competitividad de las empresas?

Desde la última subida, en la que se aprobó según el Real Decreto 817/2021 que el salario mínimo sería de 965€ temporalmente según algunos ya que recientemente el Ministerio de Trabajo ha propuesto para este 2022 otra subida de 35€ para el salario mínimo interprofesional (SMI) con la cual se llegaría a los 1.000€ brutos al mes repartidos en 14 pagas. La anterior subida fue de tan solo 15€ en el SMI, con lo cual esta nueva subida que se prevé para 2022 supondrá un mayor incremento sobre el salario mínimo interprofesional, siendo más del doble de la anterior subida de hace tan solo unos meses. 

Cabe mencionar que esta subida, al igual que todas, están acordes a los informes del comité de expertos, los cuales plantearon tres posibles propuestas y escenarios para esta subida que se quiere llevar a cabo: una subida de 24€ más (989€), de 31€ más (996€) o de 40€ más (1.005€). Cómo vemos, la horquilla de la subida está fijada de entre 24 y 40 euros para este 2022, y siguiendo los datos de las últimas subidas tal vez el Gobierno opte por una cifra intermedia de dicha horquilla, la cual ya hemos mencionado anteriormente (35€). También se prevé que la horquilla para una nueva subida en 2023 esté entre los 25 y los 40 euros.

De esta subida del SMI se beneficiarían dos millones de trabajadores las cuales podrían mejorar su calidad de vida llegando a fin de mes más desahogados, lo cual también significaría que bajaría el gasto por parte del Estado en ayudas y subvenciones que supondría un ahorro importante pudiendo destinarlo a otros aspectos. Otra ventaja a tener en cuenta es que a mayor sueldo medio de toda la población, el consumo crecerá y con ello también nuestra economía. El grupo de trabajadores más beneficiado por cualquier subida del salario mínimo interprofesional (SMI) son los trabajadores que no tienen un convenio colectivo el cual regule su relación laboral con las empresas, lo cual no quiere decir que los trabajadores que estén respaldados por un convenio colectivo no les pueda beneficiar dicha subida.

Pero obviamente esta subida también tiene sus detractores: los empresarios. Los empresarios de pequeñas empresas saldrían perjudicados de esta subida del salario mínimo interprofesional (SMI), y es que muchos no podrían hacer frente a esta subida o les supondría un mayor coste de sus trabajadores. Todo esto podría suponer también un aumento de la famosa economía sumergida ya que habrá empresas que no puedan asumir esta subida y tendrán que pagar a sus trabajadores en ‘negro’.

Si este acuerdo que hemos mencionado anteriormente para una nueva subida de 35€ llevando el salario mínimo interprofesional a los 1.000€ se concreta, España se colocaría cómo el séptimo país de la UE (Unión Europea) dentro de los 26 países de dicha organización. España seguiría situándose por detrás de países cómo Luxemburgo (1.934’53€), Irlanda (1.521€), Países Bajos (1.478’57€), Bélgica (1.421’34€), Alemania (1.389’43€) y Francia 1.374’10€). 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.